Muslos de pollo asado con guarnición. Cocina fácil

Para hoy he preparado una receta de Muslos de pollo asado con guarnición.

En una  receta anterior, ya vimos los pasos para preparar unos muslos de pollo al horno de una forma rápida y sencilla como siempre, para esta ocasión, junto con el pollo, vamos a asar unas patatas y hortalizas (parecido a las patatas panadera pero con el sabor del pollo) que nos van a servir como guarnición de nuestro plato.

Podríamos dulcificar el nombre de la receta y darle un poco de eso que llaman glamour y que parece es habitual en la cocina actual y entonces el plato podría pasar a llamarse algo así como:
Delicias de pollo al horno con guarnición de vegetales y tubérculos al aroma de jengíbre en reducción de vermouth.
Pero es demasiado largo para el título del post y además, algunos (dabo sobre todo) se asustarían pensando que la dificultad en su preparación podría ser proporcional a la longitud del texto. :D

Vamos a ver los ingredientes y pasos necesarios para preparar esta receta.

Muslos de pollo asado con guarnición
– Muslos de pollo
– Patatas.
– Cebolla.
– Pimientos.
– Ajo.
– Sal.
– Pimienta.
– Jengibre.
– Vermouth.
– Aceite.
– Limón.

En una bandeja de horno aceitada, colocamos a modo de cama una capa de patatas cortadas en discos de alrededor de 1 centímetro de grosor, sobre ella ponemos la cebolla cortada en pluma y los pimientos en tiras.

Le ponemos un poco de aceite por encima sal gorda, jengíbre, pimienta negra molida y unas rodajas de limón sin cáscara y sin la piel blanca, lo que es la pulpa nada más. Si queréis, no le viene mal tampoco ponerle unas uvas pasas.

A continuación sobre esta cama ponemos los muslos de pollo ya limpios con la piel hacia arriba y también los salpimentamos.
Regamos todo con un chorro generoso de Vermouth, además de, medio vaso de agua que añadiremos directamente a la bandeja.

Los ajos podemos ponerlos en láminas gruesas en la cama junto a las patatas o bien, machacarlos en el mortero como hicimos en la receta anterior y pintar sobre la carne con un poco de aceite, esto ya al gusto.

Metemos la bandeja en la zona central del horno que ya habremos precalentado anteriormente a una temperatura de unos 180º y teniendo seleccionadas tanto la fuente de calor inferior como la superior.

Dejamos que se vaya haciendo por espacio de unos 40 ó 50 minutos, (Los tiempos van a variar en función del tipo de horno y la cantidad o tamaño de la carne) llegando en algunos casos a pasar de una hora de asado.

Cuando veamos que la zona superior está doradita le damos la vuelta. De vez en cuando (sobre 15-20 minutos) regamos por encima con su propia salsa. Pero esta operación debe ser rápida para no perder temperatura en el horno, o bien, sacamos la bandeja y la realizamos fuera con el horno cerrado.

Una vez tengamos el pollo casi listo por ambos lados, tendrá un tono dorado, en caso contrario o simplemente porque deseemos darle una textura un poco más crujiente, pondremos solamente el grill del horno y subiremos la bandeja a la zona alta del mismo para que tome ese tono tostado característico y tan delicioso de los asados (recordar poner la zona de la piel hacia arriba. No os paséis que se os secará.

Ya tenemos listo nuestro plato de pollo asado con su guarnición y todos los aromas.

Ahora solo resta dejarlo reposar en el horno unos 5 minutos, emplatar, servir y disfrutarlo.

Buen provecho.

De interés:
La invisibilidad existe, comprobado.
Las fotografías a la vuelta de vacaciones.
Descargar vídeos y MP3 desde Firefox.
Photoshop, crear marcos con formas personalizadas.
Receta de Magro con tomate.

http://wp.me/p1G8U-4k6




Categorías

Twitter Cajon desastres

Publicados

Traductor

Traducir-ingles

Estadisticas

  • 69,951,439