Caldo de pescado o fumet. Cocina fácil

Para hoy he preparado una receta de Caldo de pescado o Fumet.

Este caldo de pescado que vamos a preparar, junto con el Caldo de jamón caseroCaldo casero de pollo y el Caldo de gambas nos van a ser de gran utilidad para preparar platos y salsas en nuestra cocina.

Vamos con los ingredientes y pasos necesarios para preparar nuestro caldo de pescado.

Caldo de pescado:
– Cabeza y raspas (espinas y piel) de pescado.
– Cebolla.
– Puerro.
– Apio.
– Nabo o cebolla.
– Pimienta en grano.

Comenzaremos por pelar la cebolla, el apio como ya sabéis, debemos afeitarlo exteriormente ya sea con un cuchillo o mejor y más fácil, con un pelador de patatas, al puerro le vamos a eliminar la capa exterior y lo limpiaremos bien por dentro para eliminar restos de tierra que pudiera tener. Si queréis también podéis ponerle un poco de zanahoria.

Lo introducimos todo en una cazuela junto con la cabeza de pescado y las raspas y unas bolitas de pimienta en  grano.

Lo ponemos a cocer a fuego medio y vamos a desespumar si fuera necesario, como ocurría en el cocido de garbanzos (si al hervir se crea una capa de espuma en la parte superior del caldo, la iremos retirando con una espumadera).

Una vez desespumado dejaremos cocer por espacio de unos 20 minutos aproximadamente. Al ser pescado no es necesario tenerlo mucho tiempo.

Una vez esté listo, retiramos las verduras y el pescado y colamos muy bien el caldo resultante. (sería recomendable pasarlo por algún tipo de colador de tela que retienen todo tipo de impurezas).

Después estos “restos” de pescado, retirándoles las espinas, bien podríamos utilizarlos en otros platos como puedan ser croquetas, en un revuelto, e incluso, como “tropezones” de una sopa. Siempre hay un uso, solo es cuestión de pensar un poco. 😉

  • Lo “normal” sería hacerlo con pescado blanco, así nos quedaría con un sabor más suave y sobre todo más claro, pero en mi caso contaba con esta cabeza y raspa de salmón y no me he podido resistir.
  • A buen seguro se va a quedar soso ya que no le pusimos nada de sal, pero es mejor así, después cuando lo precisemos si fuese necesario ya le daremos el punto correcto de sal al plato.
  • Podemos congelarlo en las bolsas típicas de cubitos de hielo, lo que va a facilitarnos después su uso en nuestros platos.

Ya tenemos listo nuestro caldo de pescado.

Buen provecho.

De interés:
Croquetas de bacalao caseras. Cocina fácil.
Costilla de cerdo asada al aroma de romero. Cocina fácil.
No sé que hacer de comer hoy.
Receta de tortilla de patatas en salsa. Cocina fácil.
Pollo de corral asado, macerado en Jerez y Finas hierbas. Cocina fácil.
Macarrones con pollo y especias morunas. Cocina fácil.
Chipirones rellenos de carne. Cocina fácil.

  http://wp.me/p1G8U-bm3




Categorías

Twitter Cajon desastres

Publicados

Traductor

Traducir-ingles

Estadisticas

  • 114.277.144